Retour
FacebookTwitterYoutubeFlickrBlog Turismo de FranciaInstagramGoogle+
Zoom
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson
  • © Dieter-Basse
     - © Dieter-Basse
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson
  • © Pierre Jeanson
     - © Pierre Jeanson

    Rendez-vous en Normandia

    ¿Cómo no conmoverse ante la magia del Monte Saint-Michel? ¿Cómo no recordar que en las playas de Normandía se dirimió una de las más importantes páginas de la historia mundial, el 6 de junio de 1944? ¿Cómo no sucumbir ante el encanto de Normandía, con sus paisajes incomparables y su patrimonio excepcional?

    Generosa, inspiradora, histórica, marítima y con una naturaleza pletórica Normandía te espera.

    Unos paisajes variados

    En la Costa de Alabastro, los acantilados caen verticales sobre las playas de guijarros y el mar, como los acantilados de Etretat, cerca de puertos pintorescos como Fécamp que alberga el magnífico Palacio Bénédictine.

    En la Mancha, a lo largo de la península del Cotentin, se alternan marismas, landas y acantilados hasta el ineludible Monte Saint Michel. En el Orne, cerca de Alençon, podrá practicar el turismo ecológico en los parques naturales regionales de Normandía-Maine y del Perche.

    Un patrimonio histórico y cultural de gran riqueza

    El patrimonio no se queda atrás: la historia está especialmente presente en Rouen, donde el barrio medieval y sus casas típicas de entramado de madera le trasladarán a los tiempos de Juana de Arco. Gran puerto marítimo comercial, la ciudad de Le Havre, reconstruida por Auguste Perret tras la II Guerra Mundial, ha sido declarada patrimonio mundial por la UNESCO. En Caen, la Abadía de Les Dames conserva ecos de los amoríos entre Guillermo el Conquistador y la reina Matilde durante la guerra de los Cien Años, periodo narrado por el Tapiz de Bayeux.

    Profundamente marcada por la II Guerra Mundial, la Baja Normandía invita a realizar una verdadera peregrinación militar, en especial con motivo del D-Day Festival Normandy. El Memorial de Caen, el D-Day Museum y el Museo Memorial de Omaha Beach son los principales lugares de memoria a visitar. La Alta Normandía es la tierra sagrada de los impresionistas. Parta tras las huellas de Claude Monet en el Museo de los Impresionismos de Giverny, en la Fundación Claude Monet o también en la Catedral Notre-Dame de Rouen que representó en una treintena de cuadros.

    Una región muy gastronómica

    Para los aficionados a la buena carne, Normandía es una región muye gastronómica. Todos los productos de la tierra de la Alta Normandía están reunidos durante la Fiesta del Vientre en Rouen. Las costas de la Mancha extraen del mar delicias culinarias (vieiras, ostras del Cotentin). En Dieppe, saboree los arenques recién pescados y fritos a la barbacoa durante la Fiesta del Arenque. La nata es la salsa privilegiada de los platos normandos, desde el escalope normando a los mejillones con patatas fritas a la normanda.

    Deléitese con los sabores rurales: la andouillette de Vire, la mantequilla de Normandía, los quesos del país de Auge (camembert, Pont-l'Evêque o Neufchâtel), las tripas de Caen…
    Los huertos donde abundan las manzanas dan nacimiento a una rica gastronomía, a imagen de la tarta normanda, la sidra y el Calvados, origen del célebre Agujero Normando. Para el postre, pruebe la teurgoule, realice un alto en el Chocolatrium o en Normandía Caramels.

    Normandía, una región con animación durante todo el año

    En Coutances, el jazz suena bajo los manzanos. Evreux oscila entre el rock y el jazz, del Festival le Rock en todos sus estados al Festival l'Oreille du cyclone. En toda la región, el festival Otoño en Normandía pone en escena teatro, música y danza. La misma creatividad sin límites sopla en la Bienal de Arte Contemporáneo de Le Havre y en el Festival Viva Cité cerca de Rouen. Las estrellas desfilan sobre las célebres planchas de Deauville durante el Festival de Cine Americano.

    Lejos de las lentejuelas, Normandía desborda de ideas para las excursiones en familia. El parque zoológico de Clères, los Jardines del Bosque de Moutiers o el Zoo de Cerza, uno de los más hermosos parques de animales de Francia, o el Parque Festyland seducen tanto a grandes como pequeños. En Cherburgo, la Ciudad del Mar les lleva al descubrimiento interactivo de los océanos.
     
    Así pues, ¿cuándo vienes a visitarnos?

 
 
    Etiquetado como Al borde del mar, Naturaleza y aire libre, Culto y pregrinación, Cultura y patrimonio, Gastronomía, 14-Calvados, 27-Eure, 50-Manche, 61-Orne, 76-Seine-Maritime, Normandía, Unesco, Región